Antecedentes: La pericarditis es la inflamación del pericardio, el saco membranoso que rodea el corazón. La pericarditis recurrente es la complicación más común de la pericarditis aguda, que causa dolores torácicos graves e incapacitantes. La pericarditis recurrente afecta a uno de cada tres pacientes con pericarditis aguda en los primeros 18 meses. Se ha sugerido que la colchicina es beneficiosa para prevenir la pericarditis recurrente.

Objetivos: Revisar todos los ensayos controlados aleatorios (ECA) que evalúan los efectos de la colchicina sola o combinada, en comparación con cualquier otra intervención para prevenir nuevas recidivas de pericarditis, en personas con pericarditis aguda o recidivante.

Métodos de búsqueda: Se realizó una búsqueda en las siguientes bases de datos bibliográficas el 4 de agosto de 2014: Cochrane Central Register of Controlled Trials (CENTRAL, Número 7 de 12 de 2014 en La Biblioteca Cochrane), MEDLINE (OVID, 1946 a la semana 4 de julio de 2014), EMBASE (OVID, 1947 a la semana 31 de 2014) y el Conference Proceedings Citation Index – Science on Web of Science (Thomson Reuters) de 1990 a 1 de agosto de 2014. No aplicamos restricciones de idioma ni de tiempo.

Criterios de selección: ECA de personas con pericarditis aguda o recurrente que reciben colchicina en comparación con cualquier otro tratamiento, con el fin de prevenir recurrencias.

Recopilación y análisis de datos: Dos autores de la revisión seleccionaron de forma independiente los ensayos para su inclusión, extrajeron los datos y evaluaron el riesgo de sesgo. El primer resultado primario fue el tiempo hasta la recurrencia, medido mediante el cálculo de las razones de riesgo (HR). El segundo resultado primario fueron los efectos adversos de la colchicina. Los desenlaces secundarios fueron la tasa de recidivas a los 6, 12 y 18 meses y el alivio de los síntomas.

Resultados principales: Se incluyeron cuatro ECA, con la participación de 564 participantes en esta revisión. Comparamos los efectos de la colchicina además de un antiinflamatorio no esteroideo (AINE) como el ibuprofeno, la aspirina o la indometacina con los efectos de los AINE solos. Dos ensayos comparables estudiaron los efectos de la colchicina en 204 participantes con pericarditis recurrente y dos ensayos estudiaron a 360 personas con pericarditis aguda. Todos los ensayos tuvieron una calidad moderada para los resultados primarios. Identificamos dos ensayos en curso; uno de estos ensayos examina la pericarditis aguda y el otro evalúa la pericarditis recurrente.Hubo pruebas de calidad moderada de que la colchicina reduce los episodios de pericarditis en personas con pericarditis recidivante durante 18 meses de seguimiento (CRI 0,37; intervalo de confianza (IC) del 95%: 0,24 a 0,58). Se espera que a los 18 meses, el número necesario para tratar (NNT) sea de 4. En personas con pericarditis aguda, hubo pruebas de calidad moderada de que la colchicina reduce la recurrencia (CRI 0,40; IC 95% 0,27 a 0,61) a los 18 meses de seguimiento. La colchicina produjo una mayor probabilidad de alivio de los síntomas a las 72 horas (cociente de riesgo (RR) 1,4; IC 95%: 1,26 a 1,56; datos probatorios de calidad baja). Los efectos adversos fueron principalmente gastrointestinales e incluyeron dolor abdominal y diarrea. El RR agrupado de acontecimientos adversos fue de 1,26 (IC del 95%: 0,75 a 2,12). Si bien el número de personas que experimentaron efectos adversos fue mayor en la colchicina que en los grupos de control (9% versus 7%), la calidad de la evidencia fue baja debido a la imprecisión y no hubo diferencia estadísticamente significativa entre los grupos de tratamiento (P = 0,42). Hubo pruebas de calidad moderada de que el tratamiento con colchicina llevó a que más personas suspendieran el tratamiento debido a acontecimientos adversos (RR 1,87; IC 95%: 1,02 a 3,41).

Conclusiones de los autores: La colchicina, como terapia adyuvante a los AINE, es eficaz para reducir el número de recurrencias de pericarditis en pacientes con pericarditis recurrente o pericarditis aguda. Sin embargo, las pruebas se basan en un número limitado de ensayos pequeños. Los pacientes con recidivas resistentes múltiples no estaban representados en ningún ensayo publicado o en curso, y son estos pacientes los que más necesitan tratamiento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.